Saliendo con una madre soltera

Publicado en Feb 6 2008 - 4:18am por Álvaro Bonilla

Yo se que a más de un lector este post le producirá un poco de angustia… Pero bueno, estoy seguro que a más de uno le ha pasado…
La mujer de tus sueños ha llegado a tu vida, es hermosa, y llena todas tus expectativas de lo que quieres como complemento. Hablan y se conocen, y de repente en una de esas charlas ella te cuenta un dato curioso: tiene un hijo(a) y es madre soltera.
Plop!
Sí, lo se… lo se… Es algo realmente inesperado y se te pasan mil ideas por la cabeza, desde salir corriendo, hasta pedir a los dioses que te hagan desaparecer. No puedes disimular tu sorpresa. En realidad te detienes a pensar y buscas dentro de ti respuestas rápidas, cómo reaccionar en ese instante. Son segundos que parecen horas y te empiezas a sumergir en un diálogo interno imparable.
Yo te digo algo: si en verdad ella te interesa no te rindas fácilmente.
Aunque salir con una madre soltera pueda parecer intimidante, o imposible, la verdad es que es un asunto que depende de tu propio manejo emocional, y para mí lo más simple es expresarlo de la siguiente manera: tienes que saber que la primera prioridad para ella es su hijo(a), además tienes que ser aprobado por su hijo(a) y quizá sobreponerte a una imagen del padre y pareja que ni ella ni su hijo(a) tienen.
Y acá viene el punto más crucial para mí: Si ella de verdad te interesa tienes que ser muy inteligente para manejar el periodo de ajuste tanto con ella como con su hijo(a), de este período depende la estabilidad y la duración de la relación.
He construido unos estándares simples para tener en cuenta si empiezas a salir con una madre soltera. Lo que tienes que tener muy claro es que la situación no es nada fácil para ambos: por una parte ella estará analizando cada cosa que hagas o digas y pensando si eres el indicado para ella y su hijo(a), y es evidente que la ansiedad empezará a apoderarse de ti al darte cuenta de la evaluación que recibes.
Así que acá van mis apuntes que espero puedan ser complementados por aquellos que también han salido con madres solteras:
1. La planeación es importante: Debes tener en cuenta que debes ser un poco más tolerante con el cumplimiento de las salidas y la aceptación de invitaciones. Recuerda que una madre soltera debe destinar mucho tiempo a cuidar de su hijo(a), así que su horario depende en gran medida de esto, y eso sin contar si trabaja también y si tiene o no la posibilidad de que alguien más cuide del hijo. Así que lo que tienes que hacer es no esperar que un plan espontáneo sea respondido, sino que debes hacer invitaciones con la suficiente anticipación como para que ella organice sus cosas. Es por este mismo hecho que la comunicación previa a la salida tiene que ser más intensa comparada con otras situaciones, tienes que estar dispuesto a llamar para confirmar, en incluso aceptar que eventualmente ella no pueda ir porque simplemente su hijo enfermó o no tiene con quién dejarlo.
2. La espontaneidad también sirve: Si bien te he hablado acerca de la planeación, también es cierto que deberás sacarla de su rutina, de sus rígidos horarios de cuidado, en otras palabras, tienes que introducir emoción en su vida. Lo que conozco de las madres solteras es que viven presas de la rutina y que no tienen muchos espacios para divertirse, así que los planes que le propongas tienen que ir orientados a darle la mayor cantidad de emoción posible, evitar la psicorigidez de un restaurante o un café. Tienes que hacer el esfuerzo por aprenderte su horario, saber cuáles son los momentos que dedica a su hijo(a), a su trabajo, etc., con eso en mente irás más a la fija cuando se te ocurra invitarla a salir.
3. Incluye a su hijo(a): Cuando la relación empiece a consolidarse y cuando tengas ya unas cuantas salidas con ella puedes acceder a conocer a su hijo(a). Incluso puedes proponerle un plan de salir al parque el fin de semana, o ir al cine a ver una película para niños. Si… si… se que la idea para algunos de los que leen esto puede parecer absurda y ridícula, pero también sé que cuando una mujer nos interesa la aceptamos con toda su realidad, así como ella también debería hacerlo. Recuerda que una madre soltera no se halla sola, sino que es una sola entidad con su hijo(a), así que para ella es muy importante ver cómo te desempeñas y cómo asumes su realidad. Así que debes tomar el toro por los cuernos y proponer planes que involucren a su hijo(a). De hecho, a estos planes puedes invitar a tus sobrinos.
4. Relación con el hijo(a): Permite que ella sea la que dicte el ritmo de los encuentros con su hijo(a), procura empezar lento, y andar muy cuidadoso, pues algunas madres solteras buscan padres de familia, así que construye la relación con calma, cada cosa en su momento, sin presionar y sin dejar que ella se vuelva demasiado demandante en cuanto al tiempo que pasas con ella y con su hijo(a). Recuerda que estás pisando un terreno sensible y así como hay madres solteras muy independientes hay otras que sólo buscan a un padre y se vuelven algo intensas si se lo permites. Y acá te doy un par de tips para hablar con los niños, lo primero cuando hables con un niño no lo hagas de arriba para abajo, sino que deberías inclinarte o agacharte para quedar a su altura; no empieces a darle regalos, los niños son astutos y saben cuando alguien quiere ganárselos honestamente o cuando alguien busca utilizarlos; por último si un niño accede a jugar contigo y a compartir sus juguetes has hecho conexión, y quizá esa es la parte más emocionante para una madre soltera.
5. Revisa tus propósitos: Así de simple: no busques a una madre soltera para molestar, o para algo no serio, si dentro de tu plan de vida y dentro de tu sentimiento se incluye la realidad que implica a otra persona (su hijo) entonces échale todas las ganas y toda la perseverancia.
6. Sé paciente: En muchos casos las madres solteras sólo ponen obstáculos, se la pasan probando y analizando a sus pretendientes una y otra vez, quizá porque en su pasado fueron lastimadas, o porque simplemente saben que tienen que ser responsables en su elección de pareja pensando en que ella ya tiene una familia. Así que debes tener visión, y si apuestas por algo sigue tu apuesta hasta las últimas consecuencias.
7. Sé honesto: Si por alguna razón ves que la situación no termina de cuadrar para ti, y que su realidad no se acomoda a lo que tú piensas y deseas, no salgas huyendo, no te pierdas, explícale toda honestidad y sinceridad lo que sucede y las cosas que para ti no encajan y cierra el asunto. Lo peor que podrías hacer sería perderte y dejarla con mil ideas rondando por su cabeza.
8. Añade a otras personas a la situación: Muchas madres solteras viven con sus padres, y ellos son especialmente analíticos y recelosos con los pretendientes de sus hijas. Así que ese será otro filtro que deberás pasar.
Para sintetizar un poco: no es una labor fácil concretar una relación con una madre soltera, necesitas más recursos emocionales para afrontar su realidad que para afrontar la de una mujer sin compromisos. Así que deberás confiar en tus capacidades y tener la certeza de que en verdad quieres recorrer ese camino porque esa mujer, a tu modo de ver, vale la pena.
Que comience la cacería!
Hasta la próxima!
—————
Posdata 1: Quiero invitarlos a todos a revisar los 57 post que ya han colocado los miembros del grupo “La Estrategia de la seducción de Naxos“, y también pedirles que sus consultas pueden ser direccionadas al grupo, contamos con una buena participación de los integrantes, así que es posible recibir ayuda de todos.
Posdata 2: Adquiere ahora  mi libro “La seducción Inteligente”,  puedes hacerlo a través de Paypal con tu tarjeta de crédito acá o a través de transferencia por Western Union en cualquier parte del mundo (escríbeme un mail a naxxxos@gmail.com y te daré los detalles).