Si has terminado tu relación no caigas en esta trampa

Publicado en Sep 8 2016 - 11:28am por Álvaro Bonilla

Si has terminado tu relación no caigas en esta trampa

Lo sé, terminar una relación es de las cosas más complicadas. Pero es aún más complicada cuando somos hombres poco prácticos y de débil carácter, lo cual es algo natural cuando tienes menos de 20 años, pero cuando te haces adulto debes terminar una relación al modo adulto: rápido y evitando quedarte pegado al estado emocional de la mujer.

El amor el libre, y la atracción y el deseo no son estados permanentes, en cualquier momento las cosas cambian, los caracteres empiezan a chocar, entra un tercero, la rutina, lo que sea y la relación termina. Hoy no me centraré en qué es lo que pasa para que termine, me centraré en evitar un par de trampas que pueden hacer que te quedes pegado por mucho tiempo en una relación que no tiene futuro, y más aún que mientras mantienes las esperanzas porque pueda haber una reconciliación hagas todo lo opuesto y termines siendo repelente para tu ex pareja, y perdiendo tu dignidad.

Amigos de la tribu masculina, hay algo muy importante que deben saber acerca de las mujeres, y es que muchas de ellas aún desean ser tus amigas luego de terminar. ¿Suena loco? La verdad bastante, pero para una mujer tiene sentido, para ellas es importante el cuidado y la conservación de los vínculos y esto resulta un asunto crucial. Una psicóloga y socióloga llamada Carol Gilligan encontró que las mujeres buscan mantener sus relaciones y que evitan aquello que las rompería. Por ello les es difícil un divorcio, por ello prefieren quedarse con un matrimonio inconforme y no perder a sus hijos, entre otras cosas. Así que para muchas de ellas es complicadísimo perder la relación.

¿Cuál es el mejor mundo posible para ellas? Terminar una relación y con el tiempo seguir siendo amigo de su pareja. Evidentemente no busco generalizar, pero si hay una tendencia hacia esto.

Esto resulta ser tremendamente perjudicial para el hombre que aún sigue enamorado y para el cual bajar de estatus, pasar de ser amante a amigo, resulta algo deshonroso. Sin embargo, y acá está el problema, muchos negocian con ello, justamente por la esperanza de volver a atacar la cima y volver a acceder a los derechos de amante y pareja de esta mujer.

Fatal error.

Mortal.

De principiante.

Muchos hombres débiles no logran terminar completamente y siguen pegados a redes sociales o chats con la esperanza de palabras-limosna o noticias-limosna de su pareja. Y sin darse cuenta empiezan a sumergirse en un torbellino, a girar como satélite en torno a un planeta que ya les es hostil. Dejan de vivir su propia vida para estar abocados a las actualizaciones de estado de su pareja.

Pero Naxos, dejar de hacer eso es muy difícil ¿acaso nunca te has enamorado, maldita sea?

Por supuesto que me he enamorado, ingenuo amigo, de hecho me he enamorado profundamente y he descubierto la maravilla de este estado. Sin embargo, cuando entramos en una terminación amorosa ya no puedo, ni puedes pensar, con la cabeza del hombre enamorado. Necesitar incorporar la cabeza de un general, de un guerrero, de un samurái, necesitas pensar de otra manera. Porque la cabeza del enamorado te va a llevar directamente a la perdición.

¿Por qué a la perdición? Sencillo, porque le estás dando a la mujer la capacidad de tener lo mejor de los dos mundos: por un lado la fantástica libertad de estar disponible para otro hombre y vivir su soltería dentro del mercado de la seducción, y por otro lado la compañía y soporte emocional.

Es decir, estás actuando como un hombre bueno y le estás poniendo tu espalda para que ella se pare encima de ella y salte la pared. ¿Ves la imagen?

mujerbuscaapoyo

Ella saltará la pared, te agradecerá, conseguirá otra persona y luego te dirá “es mejor que dejemos de hablar, mi novio (un hombre varón verdadero) me ha puesto límites”.

 

Clap. Clap. Clap. Aplausos para el hombre más ingenuo del mundo. La liga de los santos te recibe con amor.

Te pondré una metáfora. Imagina que tu ofreces el servicio de la luz, eres la empresa de energía. Pero alguien no te paga el servicio de luz. ¿Qué haces para que te siga pagando?

El hombre bueno dice “ah, qué pesar, mejor que siga teniendo luz, ya me pagará”. El resultado es que la persona pensará que has olvidado cortarle la luz, se acostumbrará a ello,  luego pensará que es gratis y nunca te pagará.

Otro hombre, que es justo, pensará “le voy a cortar la luz hasta que me pague”. Y efectivamente, la persona se dará cuenta que está a oscuras, no podrá cocinar y correrá al banco a pagar, pedirá prestado, lo que sea.

¿Qué pasa si tú sigues ofreciendo disponibilidad emocional a tu ex pareja? Pues que ella seguirá allí tomando esa disponibilidad, aprovechándola y lastimosamente seguirá confundiendo tu mente.

Y lo peor, le estarás evitando sentir tu ausencia. Y si ella no siente tu ausencia total no podrá moverse, incluso si esto depara en volver. Jamás se contemplará la opción de volver si ella no se ha dado cuenta que le haces falta.

En otras palabras, la estarás malcriando. Le estarás dando a la niña el paseo de Disney a pesar de que perdió el año.

Pero Naxos ¿si la dejo sola la dejo en bandeja para que otro hombre la conquiste? No puedo hacer eso ¿no te parece eso más estúpido Naxos? Siento que tengo que estar a su lado.

Apreciado amigo, sientes de forma equivocado, ves las relaciones como un contrato de dependencia, en el cual ella sólo te deseará si estás allí. Recuerda que el deseo por definición es la ausencia del objeto de deseo. Cuando ya está allí ya no hay deseo, hay consumación. Suena contra intuitivo, lo se, pero es lo que hay que hacer, no puedes seguir brindando presencia, compañía, soporte emocional si no hay contrato, si no hay compromiso. Si lo haces lo estás regalando. Y si lo regalas te jodes, te explotarán.

Apreciado lector, el verdadero seductor se parece a un capitalista, conoce su valor y lo ofrece a quien está dispuesta a valorarlo y a quien también ofrece valor. De ninguna forma es un socialista, no lo regala, no es un asistencialista que regala valor a los necesitados. Si seguimos esa lógica, sin contrato no hay producto. Se cortan los servicios. Así funciona el mundo real.

Muchas mujeres al terminar sus relaciones terminan por sentirse confundidas. Nunca caigas en hacerte cómplice de estas confusiones. No prestes mayores oídos a estas. Tu marco debe ser: “No tengo nada que decirte. Cuando aclares tu mente siéntete libre de contarme y si quieres volver y estoy libre en ese momento hablamos.”

He visto muchos casos donde hombres aguantan las confusiones de sus ex parejas, aún cuando ellas ya tienen una nueva pareja.

No dejes que jueguen contigo. No pases como ingenuo. Personalmente creo que las mujeres no son malas o de naturaleza maligna al hacer esto, sólo que somos nosotros los que con nuestra ingenuidad damos pie a ser invadidos y a que personas inmaduras emocionalmente se aprovechen de nosotros.

El hombre guerrero es un hombre que pone límites y está listo a hacerlos respetar.

Si ella tiene novio no debería seguirte escribiendo. Si lo hace está buscando jugar contigo, si busca jugar contigo es que ya te ha perdido el respeto. Necesitas recuperarlo.

Cortar es cortar.

¡Es el momento de vivir una vida extraordinaria!

¡Hasta la próxima!

Puedes escuchar y descargar el episodio aquí:

———-

Como ven después de casi 8 años he cambiado la página y el dominio, a partir de ahora te invito a que añadas en tus marcadores http://estrategiadelaseduccion.com. Mi página en blogger ya estaba muy limitada y no me dejaba implementar cosas que ahora empezaré a trabajar. Aún tengo que trabajar en algunos ajustes, pero poco a poco los iré haciendo.