Los fundamentos 3: Intrusos + Limitación Temporal

Publicado en Abr 27 2007 - 10:35pm por Álvaro Bonilla

Hoy voy a continuar hablando sobre Aperturas, y voy a contarles un poco acerca de los Intrusos.

Las personas en su vida cotidiana están inmersas en su propia burbuja, es una cápsula que los protege y los aísla, es una parte primordial de nuestra individualidad. Las personas son individuales, y defienden esto a través de una cápsula virtual, en ella se encuentran sus metas, propósitos y pensamientos particulares, es SU MUNDO.

Esa burbuja NO TE INCLUYE A TI (por supuesto, a mi tampoco).

Así que si tu meta es acercarse a alguien, tienes que introducirte en esa burbuja personal, tienes que penetrarla y hacerte parte de ella. Lo ideal es que pudieras ser incluido en ella. Lo puedes conseguir usando una simple exclamación verbal, no necesariamente tienes que complicarte fórmulas o con libretos elaborados de antemano.

Estas simples exclamaciones verbales se llaman INTRUSOS. Y te daré 4 ejemplos:

1. Oye
2. Hey
3. Hola
4. ¿Entonces…?


Usamos estas palabras todos los días de manera instintiva, cuando preguntas algo en la tienda usas el “Hey”, son la entrada más fácil y la más espontánea, y a veces la que más ignoramos. Creemos equivocadamente que tenemos que complicarnos más la vida y no es así. Simplemente tienes que ENTRAR.

Tienes que conocer en qué lugar aplicar cada uno de estos INTRUSOS, y aprender con la práctica cuál es más efectivo en ciertas situaciones.

Por ejemplo el Intruso “oye”. Funciona para casi toda situación, pero se lleva mejor en atmósferas informales, como una fiesta. “oye” es usado luego de tener contacto visual con tu objetivo. Si por ejemplo, estás a la espalda de la mujer que te gusta y le dices “oye” lo que pasará es que ella se pondrá a la defensiva. Recuerda, el “oye” se usa cuando has mirado a tu objetivo a los ojos previamente. El “oye” es más una petición y debería acompañarse por algo que le vas a decir o a pedir: “oye, has visto que dos mujeres acaban de pelearse afuera, ¡vaya pelea!”.

El “oye” no es muy efectivo cuando tu te encuentras a alguien de frente cuando caminas por una calle, y puede ser un poco impersonal y en algunas circunstancias demasiado informal.

El Intruso “hola”, es para mi un intruso formal, y a la vez es un intruso amigable. Es uno de mis favoritos, y cae bien en cualquier situación, tiene algo positivo dentro de sí, y lo das con una sonrisa en tus labios es perfecto .

El Intruso “hey” puede ser más versátil. Puede ser usado en casi cualquier interacción, y no requiere un contacto visual previo, puedes llegar a tu objetivo lateralmente y lanzarle un “hey”. El “hey” es como un llamado, lo engancha para que interactúe contigo.

El Intruso “¿entonces?” es lo opuesto de un formal “Hola” y de un neutral “hey”. ES completamente informal y mucho más familiar. Debes aplicarlo nuevamente en fiestas, reuniones de amigos y un ambiente demasiado abierto. Si lo usas mal seguramente te pueden contestar con “¿Entonces qué?”, y sacarte de la jugada. Debes usarlo con un complemento del estilo “¿Entonces? Que frío el que hace en esta terraza, el calentamiento global no existe.”

Notarás que no he hablado del “disculpe” o “me permite”, para mí esos no son Intrusos. Esas dos palabras más que introducirte en la burbuja de alguien le pide permiso a la otra persona para que te admita, son palabras donde inconscientemente proyectas que eres incómodo y que estás en una situación inferior, pone a tu objetivo en una posición de poder y no en una relación donde un igual, como tu, quiere acercarse a otro igual (ella).

Sin importar el Intruso que utilices para penetrar la burbuja personal de alguien, siempre podrá suceder que te enfrentes a un poco de resistencia por parte de esa persona con quien deseas comunicarte, y esto no obedece a nada que tenga que ver contigo, sino a un hecho simple: las personas están ocupadas consigo mismas.

Por esta razón es necesario que pongas una “Limitación Temporal” que acompañe a tus intrusos. Con las Limitaciones Temporales le estás haciendo saber a la persona a la que te acercas que vas a interactuar por un tiempo corto y, a la vez, le das a entender que no serás de esos hombres intensos que no van a poder quitarse de encima fácilmente. La idea es presentarte como una distracción pasajera y momentánea en sus vidas. Simplemente esto es para que se rompa el hielo, ya te encargarás de hacer que esa presencia se prolongue en un proceso de atracción y seducción.

Acá te doy algunos ejemplos de Limitaciones Temporales:

1. Rápidamente…
2. Sólo tengo unos segundos…
3. Sé que están ocupados pero…
4. Sólo voy a estar unos minutos…
5. Estoy con mis amigos y…


Las combinaciones son así:
Intruso simple


Intruso –> Limitación Temporal

De tal manera que ejemplos de esta estructura serían:

* Hola chicos…
* Entonces compadres…
* Hey, ¿Qué más?
* Hey, quiero preguntarte algo…


Para finalizar quiero recordarte una enseñanza que ha permanecido en mí desde hace muchos años, y es del Maestro Yoda (ja!) de Star Wars, el decía: “Hacer o no hacer. No hay intentar”. Cuando te OBLIGAS a actuar y no te permites dudar puedes obtener grandes resultados. ACTUA y afronta los obstáculos a medida que se vayan presentando.

Hasta la próxima!
————
Hoy pueden encontrar el segundo audio de Las Llaves del Seductor. El tema de hoy son los rasgos del macho alfa. Puedes escuchar y descargar acá: