¿Es acoso halagar a una mujer en la calle?

Publicado en Nov 6 2014 - 12:29am por Álvaro Bonilla
Hoy deseo abordar un tema bastante espinoso, de esos que me gustan, y tiene que ver con el video viral que salió la semana pasada. La historia es así: Una organización feminista llamada  Hollaback! patrocinó un experimento social, donde una actriz caminó, según ella, 10 horas por las calles de New York y recibió toda clase de acoso verbal por parte de los hombres transeúntes, de diferentes razas y clases sociales.  Para quienes no lo han visto el video está aquí.


El experimento ha revolucionado las redes sociales y pueden encontrarse opiniones de diverso tipo, las mujeres denunciando lo que para ellas es cotidiano, y los hombres que se preguntan si saludar y decir cosas como “Dios te bendiga, mami” es acoso. Evidentemente las redes sociales y páginas de seducción están atestadas de esta clase de comentarios y de todo se dice.
Es por esta razón que formalmente pondré mis anotaciones y daré algunas líneas de lo que el modelo de Seducción Inteligente cree. Aunque el video pueda no ser auténtico, o pueda ser altamente cuestionable en su realización, hay algunas cosas que son interesantes para los hombres y para los seductores.
He preguntado a muchísimas mujeres a lo largo de la última semana cómo es la situación, y en general la percepción es la misma: las aproximaciones en general de los hombres en la calle son de mal gusto, y en general para ellas se dividen en dos tipos de aproximaciones:
·      Hombres de estracción baja y poca educación: Aproximaciones agresivas verbalmente, piropos de mal gusto, morbosidad, etc.
·      Hombres de mayor nivel cultural: Miradas que “desnudan” en palabras de ellas.
Les pregunté si la situación cambiaría si fuera un hombre educado y atractivo, y la percepción fue en general que aunque fuera así una aproximación semejante les produciría desconfianza, y en entornos públicos afirmaban sentirse más “seguras” con aproximaciones más respetuosas, quizá con miradas sutiles y elementos que a ellas les permitan inferir que ese hombre tiene status, es decir, las aproximaciones que detestan son las que les permiten concluir que ese hombre es un morboso,  un degenerado, una persona que acaba de salir de la cárcel o un subnormal que nunca ha visto un escote  o una mujer atractiva. El tema en el fondo es de valor percibido (el hombre que es morboso pierde valor) y de peligro potencial percibido (riesgo de un ataque) lo que hay detrás. En últimas es un tema para ellas de respeto.
Recuerdo que una de las cosas que más me llamaron la atención cuando inicié hace ya más de una década fue encontrar aproximaciones de valor diferentes donde los hombres no emitían sus típicos piropos y halagos sino cuando o era inesperado o la mujer hacía algo que motivaba el halago como un reforzador positivo. Recuerdo que las primeras invitaciones a hablar en radio que me hicieron fue a hablar de los piropos, allí recibía decenas de llamadas de mujeres hartas con lo que ellas denominaban acoso en las calles, y quedaban muy impactadas con la filosofía de piropos inteligentes a los cuales se halagaba su personalidad, se hacía en momentos donde ya existía un “clima” emocional establecido y se daban en momentos  inesperados, eso les sonaba genial, y la verdad en la práctica esos tres principios son increíbles.
¿Qué veo yo? Los tiempos han cambiado, y las mujeres desde hace décadas, y quizá con gran intensidad en los últimos 5 años son más conscientes de su voz y reclaman sus derechos, en voz alta y clara. Movimientos como Femen y otros han dado una gran difusión a las protestas de las mujeres reclamando derechos sobre su cuerpo, sus decisiones y acusando directamente a tradiciones machistas, conservadoras y católicas de propiciar comportamientos abusivos.
Esto ha generado una respuesta bastante reactiva de la gran mayoría de nosotros los hombres, acusando a las mujeres de feminazis, lesbianas, machorras, y dejando ver muchas contradicciones de sus voceras. Desde hace años, cuando hablo del tema de masculinidad, he hablado que las nuevas realidades femeninas requieren que los hombres encontremos nuestra masculinidad y la definamos, no desde una posición defensiva sino desde una posición constructiva.
Mi postura de “Seducción Inteligente” habla de un modelo de cortejo y seducción basado en demostrar valor y hacer las cosas de manera diferente a como las hace el común de los hombres, y dentro de ese “común” de los hombres incluyo a muchos de los denominados Aven y Pua. La “Seducción Inteligente” no busca seducir al modo del vendedor de enciclopedias o de cursos de inglés que te acosa y desea meterte por los ojos su producto. 

El modelo de seducción como “venta” es un modelo que no comparto porque frecuentemente invade el espacio de la mujer sin antes construir “clima emocional” y porque patrocina comportamientos cercanos al acoso que han producido reacciones negativas a lo largo del mundo (ejemplos de pseudo expertos en seducción en España y más recientemente en Australia con Real Social Dynamics).
Mi modelo de seducción inteligente busca hombres y mujeres felices, emocional y sexualmente equilibrados. Busco formar hombres que antes de parecer vendedores baratos de dulces en la calle aparecen como un objeto deseable, construyendo conexión emocional y sólida atracción a nivel sexual. Para ello es muy importante destacar la capacidad de construir un círculo social, y ello lo haces no sólo entrenando el abordaje sino entrenando la conexión.
Algunos hombres se preguntaban con el video citado, “pero es que puede llamarse acoso cuando un hombre le dice a una mujer en la calle ‘Que Dios te bendiga’ o ‘buen día mami’”. Pues bien, si entramos en los detalles me pregunto dos cosas: quizá ese hombre no tenga la intención de simplemente saludar, sino generar una situación con esa mujer. Al ser en espacio público y sin la oportunidad de tener un contexto común o al menos algo de clima emocional el tema es bastante molesto para ellas, teniendo en cuenta que una mujer atractiva se enfrenta a varios de esos estímulos al día, provenientes de obreros de construcción, taxistas, vendedores ambulantes, viejos verdes sobre todo el tema puede ser perturbador. Si esto es así te pregunto yo ¿te entrenas en seducción para hacer lo mismo que ellos o para marcar la diferencia?
Revisemos los comportamientos reconocidos como acoso:
*Contacto físico innecesario y no deseado (como algunos que frotan sus partes en los buses urbanos)
*Observaciones molestas y otras formas de acoso verbal
*Miradas lascivas y gestos relacionados con la sexualidad
*Petición de favores sexuales
*Insultos, observaciones, bromas o insinuaciones de carácter verbal
*Comentarios, bromas, gestos o miradas sexuales
*Manoseos, jalones o pellizcos de forma sexual
*Llamar a la mujer que te ha rechazado “gay” o “lesbiana” entre otras cosas
En fin, hay más, y te invito a revisarlos, acá hay un link acá muy interesante al respecto.
Me preguntarás: ¿Acaso es imposible entonces ahora acercarte a una mujer, y decirle un halago, o mirarla de forma insinuante? Atento a la respuesta. Puedes tocar, puedes mirar de forma insinuante, puedes hacer un comentario subido de tono, puedes robar un beso, puedes insinuar un acercamiento sexual pero una vez hayas construido un clima emocional (confianza, comodidad) con esa mujer y una vez hayas creado tensión sexual. Si haces ello podrás elevar el tono, pero cuando no construyes pues tu comentario, mirada, gesto o tocamiento será visto como absolutamente inapropiado e irrespetuoso.
¿Por qué escribo sobre esto? Porque la gran mayoría de los que te guían en este camino son hombres que ni son psicólogos ni expertos en la mente y comportamiento humano, muchos de ellos son simples ligones que desconocen el mundo de la inteligencia emocional y que buscan que sólo tengas relaciones cortas y frustrantes para que les compres el próximo gran producto, y para ello patrocinan comportamientos así.  Lamento decirlo pero es así. Muchos de ellos promueven comportamientos intrusivos e irrespetuosos con las mujeres. 

Simplemente la “Seducción Inteligente” es una seducción adulta, basada en la conexión emocional y respetuosa que se va a acercando de forma armónica a la mujer, no la invade.
¿Y qué pasa con la seducción directa? Hacer comentarios en la calle no puede denominarse método directo, es simple y llanamente igualarte a los hombres sin educación que hacen comentarios a una mujer, ser directo es simplemente escalar cuando ya tienes intimidad emocional hacia la intimidad sexual.
Para aquellos que se sienten ofendidos por videos como estos, no deberían, porque ¿acaso tú eres de los que dice cosas como “Dios te bendiga mami” o cosas semejantes? Espero que no. Dentro de las corrientes feministas existen líneas bastante radicales, y estamos en nuestro derecho de no estar de acuerdo, porque muchas de ellas son contradictorias, sin embargo estar en desacuerdo no significa ponernos a la defensiva o incluso sentirnos amenazados.
Recuerdo que hace un tiempo un grupo de mujeres feministas se reunían y hablaban de mis textos, que para ellas les parecían absurdos y se enojaban y se morían de risa y demás, ¿eso debería molestarme? Pues la verdad no, de hecho me halaga que se tomen su tiempo para leer y debatir lo que para ellas es conquista y seducción, y me tomo el tiempo para escuchar y aprender de ellas, porque el respeto es para mí lo más importante, pero jamás me lo tomo personal, ni me intimido, ni me pongo a dar discursos desde el otro lado, de hecho al final del video ellas logran sacar un consenso bastante interesante sobre lo que escribo y terminan reconociéndome algunas cosas.  Para muchos ver a un montón de mujeres reírse de ellos sería la suma de todos sus miedos, yo simplemente lamento no haber estado allí para haber podido divertirme un rato y conversar. El video está acá.
Para concluir te puedo decir algunas cosas:
*Las mujeres dicen cosas y hacen otras, así que más allá de su discurso fíjate en sus acciones
*Bajo los principios del enamoramiento y atracción visceral la mujer más feminista es una mujer y siente como una mujer, pues los códigos genéticos evolutivos son más fuertes que la creencia o discurso
*Las mujeres independientes, inteligentes y evolucionadas son las mujeres a las que un seductor debe aspirar
*Si no compartes el discurso de una mujer sobre lo que sea entonces por más atractiva que sea esa mujer no es compatible contigo
*El seductor inteligente es un hombre evolucionado, con una alta confianza y una alta inteligencia emocional y social, ha trascendido al ligón o al morboso, estadios primitivos del hombre
Espero comentarios y preguntas,

¡Que comience la cacería!

¡Hasta la próxima!